jueves, 2 de noviembre de 2017

EL NAHUAL | Leyendas de Cholula


..Hace muchos años un extraño señor de nombre Manuel vivía junto a las vías del tren.

Decían que al oscurecer se convertía en nahual.

Una de aquellas noches, una pareja de recién casados que vivía a una calle de la gran pirámide venía de una cena. Eran casi las 12 de la noche. Caminaban por las vías ferroviarias hacia su casa.

Pasaron por el puente que aún está en la calle 6 Norte y encontraron un señor de edad avanzada que se acercó  y les pidió un cigarro.

El joven se lo dio inmediatamente.

Le acercó el fuego, pero no pudo ver su rostro.

Manuel agradeció el gesto y empezaron a caminar juntos hacia la estación del tren.

Justo en ese lugar, el señor preguntó porqué andaban tan noche por ese lugar.

“Es que nos invitaron a una cena a una cuadra y se nos hace fácil cruzar por el puente”, contestaron.

A lo que el hombre misterioso exclamó: “no anden tan tarde  por estos lugares por que aquí se aparecen seres misteriosos.

Los jóvenes sonrieron y exclamaron: “no pasa nada, eso es lo que dicen, pero nosotros siempre pasamos por aquí porque nuestros padres viven a media cuadra y para nosotros es normal, y nunca hemos visto nada”.

Siguieron caminando los tres. El matrimonio venia charlando tranquilo y distraído hasta que intentaron despedirse del señor que momentos antes dejó de hacer ruido.

Simplemente, desapareció.

Segundos después, un perro, más grande de lo normal, negro como la noche, pasó corriendo a gran velocidad.

Al pasar junto a ellos, el animal los miró con los ojos rojos como el fuego, desatando un escalofrió por todo el cuerpo de la pareja.

Horas después, al amanecer, la recién casada contó a su madre lo sucedido y ella le comentó que su abuela les contaba a ella y a sus hermanos que en ese lugar había un nahual que se trataba de un viejito que vivía cerca de la gran pirámide.

Que se aparecía en la antigua estación del ferrocarril..

RECOPILACIÓN: Myrna y Angélica Rojas

No hay comentarios.:

Publicar un comentario